Saltar al contenido
Educación Financiera

Tu motivación es el pilar del ahorro

La motivación más frecuente y generalizada para el ahorro es la intención de capitalizar y mejorar la posición económica, es decir, el deseo de alcanzar una situación, dejar un patrimonio a los descendientes, anticiparse a eventualidades futuras o todas a la vez.

El ahorro es una constante motivación personal, fija algunas prioridades:

  • Diferenciar entre un lujo y una necesidad.
  • Valorar los recursos disponibles y pensar en darles el mejor uso.
  • Cubrir gastos básicos con los recursos disponibles, buscando tener un excedente para ahorrar.
  • Inversiones.

¡No lo pienses más!
Son muchos los beneficios de ahorrar, por eso anímate a hacerlo y disfruta una vida con mayor libertad financiera.

Publicado: 02-oct-2018